Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La Batalla de la Arada fue la amenaza más latente que tuvo Guatemala por casi perder su soberanía y la libertad de la República el 1 de febrero de 1852.

Fue además la victoria militar más importante de toda su existencia como estado independiente, y se desarrolló paralelamente a la Guerra de Guatemala, la cual se enfrentó contra la coalición liberal de Honduras y El Salvador.

Como resultado inmediato del triunfo de las armas guatemaltecas, una Asamblea Nacional Constituyente promulgó el 19 de octubre del año 1853, una carta fundamental de gobierno, que se llamó el Acta Constitutiva de la República.

Su contenido era breve, pues sólo constaba de dieciocho artículos, en los cuales se establecieron los principios generales para el funcionamiento de la República, fundada 4 años antes.

Esta batalla significó la hegemonía de Guatemala en Centroamérica y aseguró el clima para una época de restauración, seguridad y una bonanza económica. Además fue el punto de inicio del gobierno vitalicio para Rafael Carrera y Turcios (presidente de Guatemala del año 1852 hasta 1865).

 

0
0
0
s2sdefault